martes, 19 de mayo de 2009

Matar procesos en Windows, desde consola

Buenas tardes amigos, vuelvo para comentarles acerca de algo que a veces nos mata la cabeza cuando algo no funciona bien con nuestro PC, por ejemplo, cuando un fuckin' virus se mete en memoria y no hay poder humano capaz de hacerlo morir para eliminarlo. Se trata de poder matar esos procesos indeseables que el Administrador de Tareas de Windows (o Taskmgr) es incapaz de terminar.
Simplemente abrimos un consola en Windows (cualquier versión de Windows heredera de NT, XP es un buen ejemplo, jeje), le damos a Inicio->Ejecutar (o simplemente tecla Win + r), y escribimos cmd y le damos Enter.
Una vez en la consola, escribimos el siguiente comando:
~\>tasklist

Para que nos muestre la lista de procesos que están cargados en memoria actualmente, un dato de suma importancia que nos da este comando es el PID de cada proceso, algo con lo que no hay error posible a la hora de matarlos, xD.
En esa lista de procesos, ubicamos al susodicho en cuestión y anotamos su PID, supongamos que tenemos un proceso malicioso con PID 3232, para eliminarlo de memoria nos valemos del comando taskkill escribiendo así:
~\>taskkill /T /F /PID 3232

- La opción /T es para que mate todo el árbol de procesos que esté debajo del señor en cuestión, viene de TREE.
- La opción /F es para forzar a que se termine el proceso, ni los procesos críticos de sistema se salvan, xD.
- /PID indica que seguidamente le daremos el PID del proceso que queremos matar. Simple, no..?
Con eso ya bajamos al señor molesto.
Obviamente se debe tener sumo cuidado al utilizar este comando, puesto que podemos matar un proceso del sistema que obligue a Windows a apagarse, lo que nos acarrearía perder todo lo que hayamos hecho que no se haya guardado. Asimismo, debe ser ejecutado por un usuario con privilegios administrativos.
Espero le sirva a alguien más como a mí.
Saludos...

1 comentario:

Alejandro dijo...

Está muy interesante y útil esta explicación. Felicitaciones y gracias.